Historia • El Renacimiento

“Piero del Pollaiolo: 7 virtudes”

22 diciembre, 2021

Con motivo de nuestro viaje a Florencia, queremos hablaros de este maravilloso pintor. En concreto de las 7 virtudes de Piero del Pollaiolo. Si no nos seguís en instagram, os aninamos a hacerlo, ya que compartimos muchas historias sobre joyas históricas y arte. De hecho, en este viaje a Florencia «os llevamos con nosotras» compartiendo fotos de nuestro viaje e historias curiosas que fuimos descubriendo estando allí.

Piero del Pollaiolo

Piero del Pollaiuolo fue un pintor renacentista italiano de Florencia nacido en 1443. Su hermano era el artista Antonio del Pollaiuolo y los dos trabajaban juntos frecuentemente. Su trabajo muestra tanto influencias clásicas como interés por la anatomía humana. Al parecer, los hermanos realizaron disecciones para mejorar sus conocimientos sobre el tema.

En nuestro viaje a Florencia tuvimos la suerte de visitar la Gallería Uffizi. La verdad es que todas sus obras y esculturas nos llamaron mucho la atención. Pero en este post queríamos hablaros de las 7 virtudes. Siete cuadros que representan las siete virtudes: caridad, fe, templanza, prudencia, esperanza, fortaleza y justicia. A pesar del patrón repetitivo de la composición, cada una de las Virtudes adopta una pose diferente y los detalles decorativos diferencian la arquitectura de mármol en cada sentido.

Prudencia

La prudencia sostiene un espejo para ver detrás de ella. Y agarra una serpiente, que un pasaje del Evangelio nos dice que es por naturaleza un animal prudente.

Justicia

Junto con la Fortaleza, la Templanza y la Prudencia, la Justicia era una de las virtudes cardinales requeridas por la humanidad para vivir una vida de rectitud. Justicia sostiene una espada en su mano derecha y balancea el mundo sobre su rodilla izquierda. Se ha sugerido que el hermano mayor de Piero, Antonio del Pollaiolo, pudo haber ayudado a su hermano a pintar el Ciclo de Virtudes.

Esperanza

La Esperanza, con las manos unidas en oración, eleva los ojos al cielo. El Ciclo de Virtudes que se encargó de pintar a Piero del Pollaiolo en 1469, se mantuvo en el Tribunale della Mercantanzia (o Tribunal de la Culpa) hasta 1777, cuando fueron trasladados a la Galería de los Uffizi.

Caridad

La Caridad fue la primera virtud que se pintó en el Ciclo de las Virtudes encargado a Piero en 1469 para la Corte de la Culpa en la Piazza della Signoria. Los atributos de la Virtud son fuego ardiente y un niño, al que amamanta.

Fe

La Fe, junto con la Esperanza y la Caridad, es una de las virtudes teologales cristianas inspiradas por Dios en el alma del hombre. La Virtud sostiene el crucifijo y el cáliz de la Eucaristía. La orfebrería se realiza con notable habilidad mimética, una característica recurrente del estilo de Piero del Pollaiolo.

Templanza

La Templanza -en otras palabras la moderación y la capacidad de controlar los instintos- se representa mezclando agua fría y caliente. Como las demás Virtudes, se sienta en un precioso trono de mármol decorado con motivos clasicistas.

Fortaleza

La Fortaleza es una pintura del maestro renacentista italiano Sandro Botticelli, terminada en 1470. Para nuestra sorpresa, la séptima Virtud no está pintada por Piero del Pollaiolo. A diferencia de los otros paneles del Ciclo, pintados sobre madera de ciprés, la Fortaleza está pintada sobre álamo, una madera más utilizada para pintar en cuadros en la Toscana.

La Fortaleza se representa como una mujer joven con armadura debajo de su delicada túnica y agarrando la batuta de mando.

Como curiosidad, y no nos sorprende, os contamos que las comprensibles protestas de Pollaiolo a la participación de Botticelli contribuyeron a limitar la participación del mismo en la comisión a esta única figura. Botticelli pudo contar con la ayuda de Tommaso Soderini, uno de los comisionados de Mercanzia, y debido a su intrusión, el gremio de pintores modificó sus estatutos para proteger a sus miembros de otras interferencias externas

Vintage by López-Linares – Piero del Pollaiolo

Esperamos que os haya gustado conocer un poco más acerca de la historia de estos cuadros. Os contaremos pronto muchas novedades del por qué de nuestro viaje a Florencia. Contadnos, ¿habéis estado alguna vez? ¿Cuál fue vuestro lugar favorito?

Deja aquí tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *